miércoles, 7 de julio de 2010

Wesley Sneijder. EL GOLEADOR DE DIOS




El amparo de la religión. En Milán, donde Mourinho le otorgó toda su confianza y le dio plenos poderes, Sneijder no sólo ha recuperado su nivel de juego de antaño -excelente lanzador de faltas, buena visión de juego, gran llegada al área desde atrás...- sino que también ha puesto en orden su vida. Y todo gracias a otra mujer, la bella Yolanthe Cabau van Kasbergen, actriz, presentadora y modelo holandesa nacida en Ibiza con la que empezó a salir el pasado mes de agosto y persona que le convenció para completar su conversión al catolicismo. "Fui a misa una vez junto a mis compañeros y en su forma de tomar parte en ella sentí una fuerza y una confianza que me turbaron», destacó el jugador, que animado por su nueva pareja y por el capitán neroazzurro, Javier Zanetti, se inscribió en los cursos de catecismo para adultos hasta recibir el sacramento del bautismo el pasado mes de junio, pocos días antes de viajar a Sudáfrica. Sneijder reconoce que es un hombre nuevo. Su vida se rige ahora por los estrictos parámetros que marcan su profesión y el rosario que siempre lleva al cuello, regalo de su novia, le recuerda el espectacular giro que ha dado su día a día, lo que se plasma en los terrenos de juego





Wesley Benjamin Sneijder nació el 9 de juno de 1984 en Utrech, Países Bajos que actualmente juega para el Inter de Milan como mediocampista, aunque puede desempeñarse con gran soltura posiciones más de ataque.
Nació Wesley Sneijder en una familia de futbolistas; su padre y dos de sus hermanos han jugado en clubes profesionales. A la edad de 7 años ingresó a la cantera del Ajax Ámsterdam (AFC Ajax), divisiones inferiores en las que se formó y jugó hasta los 18 años (2002). En 2002 ficharía en propiedad como profesional con este prestigioso equipo holandés. Debutaría Wesley Sneijder con el AFC Ajax frente al Excelsior Rotterdam (22 de diciembre 2002), partido que ganaran 2-0. Se hizo un espacio en el medio campo, destacando por su manejo de la pierna izquierda pero más aún, por ser ambidiestro , rápido y patear muy bien los tiros libres. Su primer gol como profesional lo haría en el partido que su club el AFC Ajax jugaría contra el NAC Breda, juego que ganarían 3 goles por cero.
En el 2004 Wesley Sneijder fue declarado Jugador Joven del año en Países bajos. Durante ese año también lograría participar en la Eurocopa como suplente. Participaría con los Países bajos en el mundial de futbol Alemania 2006 como titular.
Durante la temporada 2006/2007 por Wesley Sneijder el Valencia Cf ofertó €16 millones pero las directivas del AFC Ajax no consideraron seriamente esta oferta. El 12 de agosto 2007 fichó para el Real Madrid por €27 millones y 5 años de contrato. Tres días después debutaría con el equipo merengue (portando el número 23), jugando frente al Betis, partido que perdería el Real Madrid un gol por cero. Su primer gol con el equipo español lo marcaría frente al Atlético de Madrid el 25 de agosto.
En agosto de 2008 durante un partido de la pretemporada del Real Madrid contra el Arsenal salió lesionado Wesley Sneijder; se temía una lesión de ligamento cruzado pero no fue tan grave y pronto se recuperaría. Participaría así mismo en la Eurocopa 2008 con un muy buen desempeño.
Al vender el equipo madrileño a Robinho al Manchester City por 42 millones de euros, a Wesley Sneijder le correspondería el 10 del Real Madrid. En la feria de los millones en contrataciones que siguieron, las directivas de su club decide traspasarlo al Inter de Milan por 15 millones de Euros, en agosto de 2009;allí le dieron el número 10. Su primer gol con el Inter de Milan lo logró Wesley Sneijder a los 92′ contra el Udinense, partido que ganaron 2-1 (3 de octubre 2009). Al Inter de Milan le fue muy bien con Wesley Sneijder jugando para ellos; ganó la Champions League y el campeonato doméstico.
Se ha destacado por su contundencia con la red y su habilidad durante Sudafrica 2010. Wesley Sneijder es una de las estrellas en ascenso del futbol mundial.
Wesley Sneijder es el claro ejemplo de que los caminos del fútbol son inescrutables. Hace exactamente un año, el polivalente centrocampista holandés era un tipo que coqueteaba con las profundidades abisales de este deporte, despechado con un Real Madrid que le enseñó la puerta de salida después de dos temporadas de unión salpicadas por constantes lesiones que le impidieron ofrecer un rendimiento constante y una vida extradeportiva demasiado activa en la noche madrileña. Sneijder se resistió a dejar el club blanco, intentó agarrarse a un clavo ardiendo pero al final, igual que su compañero y compatriota Arjen Robben, tuvo que exiliarse para hacer caja y sitio a la nueva hornada de galácticos de Florentino Pérez. Su destino fue el Inter de Milán y, con José Mourinho como confidente, su fútbol abandonó las tinieblas para abrazarse con la luz y guiar a su nuevo equipo a ganar el Scudetto, la Copa italiana y la Liga de Campeones. Su rendimiento ha tenido continuidad en el Mundial y sus goles han colocado a la oranje en la antesala de la gran final, una cota que muy pocos esperaban que pudieran alcanzar los entrenados por Bert van Marwijk.
La metamorfosis de Sneijder ha sido aplaudida por el mundo del fútbol -la revista France Football le coloca a día de hoy como uno de los máximos favoritos a ganar el Balón de Oro después de decir de él que "no es el más grande ni el mejor en absoluto, pero este año transforma en oro todo lo que toca"- y por los incondicionales de la oranje, que temían que su paso por el Real Madrid podía haber torcido la carrera de un jugador que brilló sobremanera en la fábrica del Ajax. Lo cierto es que los temores eran fundados. Después de una primera campaña prometedora, el rendimiento del centrocampista holandés bajó muchos enteros en la pasada. Las lesiones hicieron mella en su cuerpo, pero el mayor problema radicó en su mente. Se divorció de su mujer, Ramona Streekstra, en junio de 2009 y comenzó a frecuentar el mundo de la noche hasta el punto de ser conocido con el sobrenombre de Whisky Sneijder en muchos círculos de la siempre peligrosa madrugada madrileña. El hecho de verse en la lista de transferibles el pasado verano fue la puntilla para él, aunque, paradójicamente, el traspaso al Inter ha acabado siendo un excelente punto de inflexión para un jugador que pese a haber recorrido ya mucho camino tiene 26 años recién cumplidos.



Su rendimiento en el Mundial está siendo espectacular, sus compañeros tienen plena confianza en su aportación, él se siente importante y gracias a la conjunción de todos estos aspectos Holanda está a un sólo paso de repetir presencia en una final mundialista, hito que nunca ha logrado desde los tiempos de la naranja mecánica en 1974 y 1978. Sus cuatro goles en Sudáfrica, sobre todo los dos firmados en cuartos de final ante Brasil, le han confirmado como gran timonel de la oranje.



El centrocampista del Inter es la pieza que hace funcionar a todo el engranaje ofensivo de Holanda, personificado en Van Persie, Kuyt, Robben, Van der Vaart o Huntelaar. Es precisamente ése, la pegada, el factor que ha permitido a la oranje acceder a semifinales. Su fútbol no es preciosista, pero a los de Van Marwijk les basta un balón largo para el extremo del Bayern, una genialidad del punta del Arsenal o un tiro lejano del medio del Inter para crear peligro, aunque en el decisivo encuentro de hoy el seleccionador no podrá contar con el lateral derecho Gregory van der Wiel y el centrocampista de contención Nigel de Jong, ambos sancionados, que serán sustituidos por Khalid Boulahrouz y Demy de Zeeuw.
http://www.deia.com/2010/07/06/especiales/mundial/sneijder-de-las-tinieblas-a-la-luzhttp://www.religionenlibertad.com/articulo.asp?idarticulo

0 comentarios:

Video homenaje a Manolo

"¡Cómo no creer!. Señor de los Milagros

 

José Antonio Benito Copyright © 2009 Gadget Blog is Designed by Ipietoon y adaptado por ANGEL SANTA MARIA R. Sponsored by Online Business Journal