sábado, 26 de octubre de 2013

CONTEMPLANDO AL SEÑOR DE LOS MILAGROS CON SAN JUAN DE ÁVILA

Homilía del P. Santiago Manso en el Santuario de las Nazarenas, el sábado 26 de octubre, 7 a.m, en la Misa Aniversario del natalicio del Siervo de Dios P. Tomás Morales, S.J. fundador de los Cruzados, Cruzadas, Milicia, Hogares de Santa María 


INTRODUCCIÓN:

·        El 7 de Octubre del año pasado, el Papa Benedicto XVI proclamaba a S. Juan de Ávila Doctor de la Iglesia.

o   S. Juan de Ávila, como sabéis, es un santo español que vivió en la primera mitad del siglo XVI.

o   En el año 1526 recibió la ordenación sacerdotal, y con el propósito de marchar como misionero a las Indias, decidió repartir su cuantiosa herencia entre los necesitados.

o   De acuerdo con el Obispo de Tlaxcala, en Nueva España (México), fue a Sevilla para esperar el momento de embarcar hacia el Nuevo Mundo.

o   Mientras se preparaba el viaje, se dedicó a predicar en la ciudad y en las localidades cercanas.

o   Allí se encontró con el venerable Siervo de Dios Fernando de Contreras, y este, entusiasmado por el testimonio de vida y la oratoria del joven sacerdote Juan, consiguió que el arzobispo hispalense le hiciera desistir de su idea de ir a América.

o   En 1531, a causa de una predicación suya mal entendida, fue encarcelado. En la cárcel comenzó a escribir y recibió la gracia de penetrar con singular profundidad en el misterio del amor de Dios, y  de Cristo Crucificado.... En adelante, este será el eje de su vida espiritual y el tema central de sus predicaciones. En 1533 se emite la sentencia absolutoria.., y continuará su labor apostólica por toda Andalucía en España..

·        Me gustaría en esta mañana traeros a colación un fragmento de sus escritos, de esos que tiene el santo mirando a Jesucristo en la Cruz, para que podamos enamorarnos un poquito más de Nuestro Señor de los Milagros.

·        Escribe el santo:

o   ¡Oh cruz, hazme lugar, y recibe mi cuerpo, y deja el de mi Señor!

o   ¡Ensánchate, corona, para que pueda yo ahí poner mi cabeza...!

o   ¡Dejad, clavos, esas manos inocentes, y atravesad mi corazón, y llagadlo de compasión y de amor..!

o   ¡Oh, qué maravillosa manera de pelear ha tomado el Señor, dice la santa profecía (Jud.5,8). Porque ya no con diluvio, no con fuego del cielo, sino con halagos de paz y amor ha conquistado los corazones; no matando.., sino muriendo..; no derramando sangre.., sino la suya por todos en la cruz.

o   ¡Oh maravillosa y nueva virtud!

§  ¡Lo que no hiciste desde el cielo servido de ángeles.., hiciste desde la cruz acompañado de ladrones!

§  ¡Oh robador apresurado y violento!

o   ¿Qué espada será tan fuerte.., qué arco tan recio y bien flechado.., que pueda penetrar a un fino diamante?

§  Tú has quebrantado la dureza de nuestros corazones.

§  Tú has inflamado a todo el mundo en tu amor.

§  Tú mismo dijiste en tu Evangelio:  Fuego vine a poner en la tierra, y ¿qué otra cosa quiero sino que arda? (Lc. 12,49).

o   ¿Qué le falta a esa cruz para ser una espiritual ballesta, pues así hiere los corazones..?

o   La ballesta se hace de madera, una cuerda estirada y una nuez al medio de ella, donde sube la cuerda para disparar la saeta con furia y hacer mayor la herida.

o   Esta santa cruz es el madero.., y ese cuerpo extendido y brazos tan estirados.., la cuerda. Y la abertura de ese costado es la nuez donde se pone la saeta de amor, porque de allí salga a herir el corazón.

·        ¡Desarmado, se ha la ballesta; y herido me ha el corazón!

·        Ahora sepa todo el mundo que tengo el corazón herido.

·        Corazón mío, ¿cómo te guarecerás? No hay remedio ninguno que te cure sino morir.

o   ¡No solamente la cruz, más la misma figura que en ella tienes, nos llama dulcemente a amor..!

§  La cabeza tienes reclinada para oírnos y darnos besos de paz.

§  Las brazos tienes tendidos para abrazarnos.

§  Las manos agujereadas para darnos tus bienes,

§  El costado abierto para recibirnos en tus entrañas,

§  Los pies enclavados para esperarnos y para nunca poderte apartar de nosotros.

o   ¡De manera que, mirándote, Señor, en la cruz, todo cuanto vieren mis ojos, todo convida a amor..:

§  ¡el madero,

§  ¡la figura,

§  ¡y el misterio, y las heridas de tu cuerpo,

§  ¡y, sobre todo, el amor interior que me da voces que te ame, y nunca te olvide mi corazón..!

DESARROLLO:

·        Mis queridos hermanos, permitidme que os haga un par de preguntas...

o   Cuando contemplamos a Jesucristo en la Cruz...

§  ¿Os da voces para que le amemos, y para que nunca le olviden nuestros corazones...?

o   ¿Estamos realmente enamorados de Dios..?

§  ¡Porque El sí que lo está de nosotros...!

o   ¡Si el amor.., con amor se paga...!

o   ¡Y la medida del amor es amar sin medida...!

§  ¿Cómo estamos amando.., a un Dios que nos ama tanto...?

·        ¡Oh vergüenza y confusión..!

·        ¡Qué lejos estamos de corresponde a su Amor..!

·        ¡Padre, ¿qué podemos hacer para enamorarnos de Cristo..?

·        Permíteme que te dé un par de consejos: El primero es, que le mires, y que te dejes mirar por El.

o   Antes de que S. Teresa de Jesús  se enamora de Cristo, ella se encariñaba con esos amorcejos de

tierra, esas otras afecciones bajas que le tienen usurpado el nombre el verdadero amor... (Camino de Perfección).

o   Según nos dice ella, antes de chiflarse por Jesús, era "su grandísimo defecto" y de él le venían grandes daños...

§  Se le apegaba el corazón a las personas, cuando la tenían voluntad, y le caían en gracia. Era cosa tan dañosa, comenta, que me traía el alma harto perdida..."

§  Así andaba la pobrecilla hasta que un día "de ver a Cristo, me quedó tan impresa su grandeza y hermosura, y la tengo hoy día. Quedé con un provecho grandísimo. Y después que ví la gran hermosura del Señor, no veía a nadie que en su comparación me pareciera bien, ni me ocupase..." (Vida 37).

§  Libre al fin, podía cantar con gozo: "Oh Hermosura que excedéis a todas las hermosuras, y sin herir dolor hacéis, y sin dolor deshacéis el amor de las criaturas..."

o   Y entonces, nos dice ella,  ya no sabía vivir, sino pensando en El...

§  "Imaginad una persona tan enamorada de otra, que no se pudiese hallar un punto sin lo que ama.

§  Así estoy yo con Nuestro Señor, consolándome con Él.., hablando siempre con El y de El..."

§  El amor de Dios la llevó al olvido propio: "Esta fuerza tiene el amor si es perfecto: que olvidamos nuestro contento para contentar a quien amamos..." (Fundac. 5,10).

 

 

·        Primer consejo es:

o   Que si te quieres enamorar de Jesucristo...

§  Mírale enclavado en la Cruz..,

§  y déjate mirar por El desde ella...

·        Y el segundo consejo que quisiera darte, es un poco más costoso.., pero mucho más fecundo..: El verdadero enamorado de Dios, se goza cuando siente que Dios se ausenta...

o    Es necesario que nos preparemos para amar sin sentir...

§  Viene la noche...

§  El amor no se siente...

§  La fe se oscurece...

§  Cesa entonces el efecto de la anestesia.., y se experimentan dolores vivísimos...

§  Y el alma se encuentra clava en la cruz.

o   Mis queridos hermanos, es necesario prepararse para la noche.., pues de lo contrario, el alma retrocede y da marcha atrás, perdiéndose la unión con Dios..., y la transformación en Cristo...

 

o   Padr ¿Cómo prepararnos para la noche y no desertar...?

§  Primero, cultivando el sentido de la humildad.

·        Si el alma se cimenta en el propio conocimiento, y ahonda en el de Dios, no se estrellará en la noche...

§  Segundo, deseando las "profundas cavernas del sentido que diría S. Juan de la Cruz..."

·        Debemos considerar la oscuridad de la Fe.., y la ausencia de sentimiento.., como algo muy positivo y eficaz para alcanzar la santidad...

§  Tercero, no trasluciendo al exterior la oscuridad de la noche INTRODUCCIÓN:

·        El 7 de Octubre del año pasado, el Papa Benedicto XVI proclamaba a S. Juan de Ávila Doctor de la Iglesia.

o   S. Juan de Ávila, como sabéis, es un santo español que vivió en la primera mitad del siglo XVI.

o   En el año 1526 recibió la ordenación sacerdotal, y con el propósito de marchar como misionero a las Indias, decidió repartir su cuantiosa herencia entre los necesitados.

o   De acuerdo con el Obispo de Tlaxcala, en Nueva España (México), fue a Sevilla para esperar el momento de embarcar hacia el Nuevo Mundo.

o   Mientras se preparaba el viaje, se dedicó a predicar en la ciudad y en las localidades cercanas.

o   Allí se encontró con el venerable Siervo de Dios Fernando de Contreras, y este, entusiasmado por el testimonio de vida y la oratoria del joven sacerdote Juan, consiguió que el arzobispo hispalense le hiciera desistir de su idea de ir a América.

o   En 1531, a causa de una predicación suya mal entendida, fue encarcelado. En la cárcel comenzó a escribir y recibió la gracia de penetrar con singular profundidad en el misterio del amor de Dios, y  de Cristo Crucificado.... En adelante, este será el eje de su vida espiritual y el tema central de sus predicaciones. En 1533 se emite la sentencia absolutoria.., y continuará su labor apostólica por toda Andalucía en España..

·        Me gustaría en esta mañana traeros a colación un fragmento de sus escritos, de esos que tiene el santo mirando a Jesucristo en la Cruz, para que podamos enamorarnos un poquito más de Nuestro Señor de los Milagros.

·        Escribe el santo:

o   ¡Oh cruz, hazme lugar, y recibe mi cuerpo, y deja el de mi Señor!

o   ¡Ensánchate, corona, para que pueda yo ahí poner mi cabeza...!

o   ¡Dejad, clavos, esas manos inocentes, y atravesad mi corazón, y llagadlo de compasión y de amor..!

o   ¡Oh, qué maravillosa manera de pelear ha tomado el Señor, dice la santa profecía (Jud.5,8). Porque ya no con diluvio, no con fuego del cielo, sino con halagos de paz y amor ha conquistado los corazones; no matando.., sino muriendo..; no derramando sangre.., sino la suya por todos en la cruz.

o   ¡Oh maravillosa y nueva virtud!

§  ¡Lo que no hiciste desde el cielo servido de ángeles.., hiciste desde la cruz acompañado de ladrones!

§  ¡Oh robador apresurado y violento!

o   ¿Qué espada será tan fuerte.., qué arco tan recio y bien flechado.., que pueda penetrar a un fino diamante?

§  Tú has quebrantado la dureza de nuestros corazones.

§  Tú has inflamado a todo el mundo en tu amor.

§  Tú mismo dijiste en tu Evangelio:  Fuego vine a poner en la tierra, y ¿qué otra cosa quiero sino que arda? (Lc. 12,49).

o   ¿Qué le falta a esa cruz para ser una espiritual ballesta, pues así hiere los corazones..?

o   La ballesta se hace de madera, una cuerda estirada y una nuez al medio de ella, donde sube la cuerda para disparar la saeta con furia y hacer mayor la herida.

o   Esta santa cruz es el madero.., y ese cuerpo extendido y brazos tan estirados.., la cuerda. Y la abertura de ese costado es la nuez donde se pone la saeta de amor, porque de allí salga a herir el corazón.

·        ¡Desarmado, se ha la ballesta; y herido me ha el corazón!

·        Ahora sepa todo el mundo que tengo el corazón herido.

·        Corazón mío, ¿cómo te guarecerás? No hay remedio ninguno que te cure sino morir.

o   ¡No solamente la cruz, más la misma figura que en ella tienes, nos llama dulcemente a amor..!

§  La cabeza tienes reclinada para oírnos y darnos besos de paz.

§  Las brazos tienes tendidos para abrazarnos.

§  Las manos agujereadas para darnos tus bienes,

§  El costado abierto para recibirnos en tus entrañas,

§  Los pies enclavados para esperarnos y para nunca poderte apartar de nosotros.

o   ¡De manera que, mirándote, Señor, en la cruz, todo cuanto vieren mis ojos, todo convida a amor..:

§  ¡el madero,

§  ¡la figura,

§  ¡y el misterio, y las heridas de tu cuerpo,

§  ¡y, sobre todo, el amor interior que me da voces que te ame, y nunca te olvide mi corazón..!

DESARROLLO:

·        Mis queridos hermanos, permitidme que os haga un par de preguntas...

o   Cuando contemplamos a Jesucristo en la Cruz...

§  ¿Os da voces para que le amemos, y para que nunca le olviden nuestros corazones...?

o   ¿Estamos realmente enamorados de Dios..?

§  ¡Porque El sí que lo está de nosotros...!

o   ¡Si el amor.., con amor se paga...!

o   ¡Y la medida del amor es amar sin medida...!

§  ¿Cómo estamos amando.., a un Dios que nos ama tanto...?

·        ¡Oh vergüenza y confusión..!

·        ¡Qué lejos estamos de corresponde a su Amor..!

·        ¡Padre, ¿qué podemos hacer para enamorarnos de Cristo..?

·        Permíteme que te dé un par de consejos: El primero es, que le mires, y que te dejes mirar por El.

o   Antes de que S. Teresa de Jesús  se enamora de Cristo, ella se encariñaba con esos amorcejos de

tierra, esas otras afecciones bajas que le tienen usurpado el nombre el verdadero amor... (Camino de Perfección).

o   Según nos dice ella, antes de chiflarse por Jesús, era "su grandísimo defecto" y de él le venían grandes daños...

§  Se le apegaba el corazón a las personas, cuando la tenían voluntad, y le caían en gracia. Era cosa tan dañosa, comenta, que me traía el alma harto perdida..."

§  Así andaba la pobrecilla hasta que un día "de ver a Cristo, me quedó tan impresa su grandeza y hermosura, y la tengo hoy día. Quedé con un provecho grandísimo. Y después que ví la gran hermosura del Señor, no veía a nadie que en su comparación me pareciera bien, ni me ocupase..." (Vida 37).

§  Libre al fin, podía cantar con gozo: "Oh Hermosura que excedéis a todas las hermosuras, y sin herir dolor hacéis, y sin dolor deshacéis el amor de las criaturas..."

o   Y entonces, nos dice ella,  ya no sabía vivir, sino pensando en El...

§  "Imaginad una persona tan enamorada de otra, que no se pudiese hallar un punto sin lo que ama.

§  Así estoy yo con Nuestro Señor, consolándome con Él.., hablando siempre con El y de El..."

§  El amor de Dios la llevó al olvido propio: "Esta fuerza tiene el amor si es perfecto: que olvidamos nuestro contento para contentar a quien amamos..." (Fundac. 5,10).

 

 

·        Primer consejo es:

o   Que si te quieres enamorar de Jesucristo...

§  Mírale enclavado en la Cruz..,

§  y déjate mirar por El desde ella...

·        Y el segundo consejo que quisiera darte, es un poco más costoso.., pero mucho más fecundo..: El verdadero enamorado de Dios, se goza cuando siente que Dios se ausenta...

o    Es necesario que nos preparemos para amar sin sentir...

§  Viene la noche...

§  El amor no se siente...

§  La fe se oscurece...

§  Cesa entonces el efecto de la anestesia.., y se experimentan dolores vivísimos...

§  Y el alma se encuentra clava en la cruz.

o   Mis queridos hermanos, es necesario prepararse para la noche.., pues de lo contrario, el alma retrocede y da marcha atrás, perdiéndose la unión con Dios..., y la transformación en Cristo...

 

o   Padr ¿Cómo prepararnos para la noche y no desertar...?

§  Primero, cultivando el sentido de la humildad.

·        Si el alma se cimenta en el propio conocimiento, y ahonda en el de Dios, no se estrellará en la noche...

§  Segundo, deseando las "profundas cavernas del sentido que diría S. Juan de la Cruz..."

·        Debemos considerar la oscuridad de la Fe.., y la ausencia de sentimiento.., como algo muy positivo y eficaz para alcanzar la santidad...

§  Tercero, no trasluciendo al exterior la oscuridad de la noche que llevamos dentro:

·        No a los desahogos indebidos con otros, pero sí apertura sincera y total, no solo con Dios, sino también con el Director Espiritual, si lo tenemos...

§  Y cuarto consejo, descubre en la noche la cercanía de Dios, aunque no se sienta...

·        Repítete con S. Juan de la Cruz: "Qué bien se yo la fuente que mana y corre, aunque es de noche..."

·        No te olvides de que la noche nos identifica con Jesús, y nos hace otros cristos salvando al mundo...

(P. Tomás Morales, S.J. Vademecum. Vocación desengañada).

 

§  Es necesario descubrir y desear esta etapa de nuestra vida, pues es la más rica y fecunda de todas...

·        Graba en tu corazón esta frase: "La fidelidad inconmovible a una vocación heroica, eso es ser cristiano, sólo en el amor puede enraizarse..."

o   ¡Mira a Jesucristo en la Cruz.., y déjate mirar por El desde ella...!

o   ¡Y gózate cuanto sientas que El se ausenta.., pues es entonces cuando está más cerca de ti, y tú más transformado o transformada en El...

·        Que así sea.que llevamos dentro:

·        No a los desahogos indebidos con otros, pero sí apertura sincera y total, no solo con Dios, sino también con el Director Espiritual, si lo tenemos...

§  Y cuarto consejo, descubre en la noche la cercanía de Dios, aunque no se sienta...

·        Repítete con S. Juan de la Cruz: "Qué bien se yo la fuente que mana y corre, aunque es de noche..."

·        No te olvides de que la noche nos identifica con Jesús, y nos hace otros cristos salvando al mundo...

(P. Tomás Morales, S.J. Vademecum. Vocación desengañada).

 

§  Es necesario descubrir y desear esta etapa de nuestra vida, pues es la más rica y fecunda de todas...

·        Graba en tu corazón esta frase: "La fidelidad inconmovible a una vocación heroica, eso es ser cristiano, sólo en el amor puede enraizarse..."

o   ¡Mira a Jesucristo en la Cruz.., y déjate mirar por El desde ella...!

o   ¡Y gózate cuanto sientas que El se ausenta.., pues es entonces cuando está más cerca de ti, y tú más transformado o transformada en El...

·        Que así sea.

Video homenaje a Manolo

"¡Cómo no creer!. Señor de los Milagros

 

José Antonio Benito Copyright © 2009 Gadget Blog is Designed by Ipietoon y adaptado por ANGEL SANTA MARIA R. Sponsored by Online Business Journal