jueves, 14 de junio de 2018

La fuerza del silencio. Cardenal Robert Sarah, Nicolas Diat

La fuerza del silencio. Frente a la dictadura del ruido

Cardenal Robert Sarah, Nicolas Diat

Palabra, 2017, Madrid, 284 pp

 El cardenal Sarah afronta en estas páginas la necesidad del silencio interior para escuchar la música de Dios, para que brote y se desarrolle la oración confiada con Él.

El ruido nos impone su dictadura un día y otro, hasta el punto de que rara vez añoramos el silencio. Sin embargo, el ruido genera el desconcierto del hombre, mientras que en el silencio se forja nuestro ser personal, nuestra propia identidad.

Tras el éxito internacional de Dios o nada, el cardenal Sarah afronta en estas páginas la necesidad del silencio interior para escuchar la música de Dios, para que brote y se desarrolle la oración confiada con Él, para entablar relaciones cabales con nuestros allegados. "La verdadera revolución -afirma- viene del silencio, que nos conduce hacia Dios y los demás, para colocarnos humildemente a su servicio".

De nuevo en esta larga y profunda conversación con Nicolás Diat, periodista y autor francés, el Cardenal propone la siguiente pregunta: ¿pueden aquellos que no conocen el silencio alcanzar la verdad, la belleza y el amor? La respuesta es innegable: todo lo que es grande y creativo está relacionado con el silencio. Dios es silencio.

El prefecto de la Congregación vaticana para el Culto divino y la disciplina de los Sacramentos, enlaza y enumera hasta 365 pensamientos, hondos y variados, a propósito del silencio y sus efectos, que concluyen con un excepcional y riquísimo diálogo con Dom Dysmas de Lassus, Prior General de la Grande Chartreuse.

"Si bien el habla caracteriza al hombre, el silencio es lo que lo define, porque la palabra hablada solo adquiere sentido en virtud de ese silencio". Este es el hermoso y significativo mensaje de La fuerza del silencio.

Robert Sarah nació en Guinea en 1945. Sacerdote desde 1969, en 1979 fue nombrado Arzobispo de Conakri, con 34 años de edad. En 2001 Juan Pablo II lo llamó a la Curia romana, donde desempeñó sucesivamente dos altos cargos. Benedicto XVI lo creó Cardenal en 2010, y en 2014 Francisco lo nombró Prefecto de la Congregación para el Culto divino y la disciplina de los Sacramentos. La edición de Palabra, en España, va por la sexta edici´n.

https://www.palabra.es/la-fuerza-del-silencio-1825.html

Nos comparte una auténtica antología de textos sobre el silencio de los santos padres y autores contemporáneos como Guardini o T. Merton.

"En el silencio es donde suceden los grandes acontecimientos. No en el tumultuoso derroche del acontecer externo, sino en la augusta claridad de la visión interior, en el sigiloso movimiento de las decisiones, en el sacrificio oculto y en la abnegación; es decir, cuando el corazón, tocado por el amor, convoca la libertad de espíritu para entrar en acción, y su seno es fecundado para dar fruto. Los poderes silenciosos son los auténticamente creativos. Pues bien, al más silencioso de los acontecimientos, al que en el más profundo silencio y alejado de todo bullicio proviene de Dios, queremos dirigir ahora nuestra mirada" Romano Guardini, El Señor)

Y logra hondas y bellas expresiones como una de tantas acerca de la vida cotidiana y que tanto me ha recordado a la reciente carta del Papa Francisco sobre la santidad en la vida diaria, "¡Alégrate y regocíjate!". Como en pocos libros saqué la conclusión que debo comprar varios, uno para mí y otros para compartir.

"El silencio de la vida diaria es condición indispensable para vivir con los demás. Sin capacidad de silencio es imposible que el hombre entienda su propio entorno, que lo ame y lo asuma. La caridad nace del silencio. Nace de un corazón silencioso capaz de escuchar, de comprender y acoger. El silencio es una condición de la alteridad y una necesidad para entenderse a uno mismo. Sin silencio no hay descanso, ni serenidad, ni vida interior. El silencio es amistad y es amor, es armonía interior y paz. El silencio y la paz laten con un solo corazón.  El ruido de la cotidianeidad siempre despierta en el hombre cierta agitación. Nunca es sereno ni lleva a comprender al otro. ¡Cuánta razón tenía Pascual cuando escribió:" Toda la desdicha de los hombrees proviene de una sola causa: no saben permanecer en reposo, en un cuarto"! pp.36-37

https://www.youtube.com/watch?v=atGdWKvLwcU CONFERENCIA EN CÓRDOBA, en español, Conferencia del cardenal Robert Sarah, prefecto de la Congregación para el Culto Divino y la Disciplina de los Sacramentos, en la Fiesta de San Juan de Ávila.

 


Leer todo...

lunes, 11 de junio de 2018

María Nieves y Bustamante. Obra periodística

Con motivo de la feria del libro católico en la Universidad Católica San José, he podido comprar y comenzar a leer María Nieves y Bustamante  Obra periodística publicada por el Fondo Editorial de la Universidad Católica San Pablo.

Se trata de un libro que reúne más de 100 artículos que la ilustre arequipeña escribió y publicó en diarios locales y nacionales en las últimas décadas del siglo XIX y la primera mitad de siglo XX.

El texto cuenta con una presentación por parte de Alberto y José Corrales Nieves Lazarte, sobrinos nietos de la autora, "Esta recopilación nos permite apreciar a la María Nieves y Bustamante periodista, una faceta poco conocida de ella y nos abre una ventana al pensamiento y visión que tenía sobre la situación social, política y religiosa de la Arequipa de su tiempo. Asimismo nos muestra las características de la sociedad arequipeña de antaño, su espíritu patriótico y combativo en defensa de lo justo y la vida" p.5

La "Nota del Editor", culta y precisa, nos da cuenta de la magnífica edición lograda, tanto en el fondo como en la forma, que hace que se lea con gusto.

La precisa y erudita semblanza biográfica del historiador Lic. Álvaro Espinoza de la Borda es a mi juicio la mayor contribución del volumen. A pesar del modesto título "Para conocer la vida de María Nieves y Bustamante", las 56 páginas (11-67) y 166 notas nos muestran que el texto nos aporta los pilares fundamentales para una sólida biografía.

El siguiente apartado "Sobre los artículos de MNyB" maestro de historiadores mistianos, Dr. Eusebio Quiroz Paz Soldán, nos aporta una útil y valiosa propuesta metodológica clasificando la obra en cinco acápites de acuerdo a su contenido: religioso, literario, histórico-patriótico, semblanzas, crónicas y hechos del acontecer arequipeño de la época en que vivió la autora. Buen conocedor del contexto en el que vive y escribe la autora, así como de su vida y obra, nos introduce a la lectura de los artículos con lúcidos y profundos comentarios. Y, claro está, nos despierta el apetito de su lectura.

Confieso que al llegar a la Blanca Ciudad en 1994 quedé encandilado con su famosa novela que me llevó a leer la colección de artículos custodiados como manuscritos en la Biblioteca de la Municipalidad. Celebro y agradezco la iniciativa de publicar tan bellos y profundos artículos. Se palpa en todos ellos la espiritualidad, el patriotismo, la fuerza de estilo de esta mujer, católica, arequipeña.

 

Así lo manifestó en la presentación la directora del Fondo Editorial de la UCSP, Mg. Patricia Calvi de Quintanilla:"Este libro rescata muchos valores; el principal es que se pone a disposición del público el legado de una escritora arequipeña que se adelantó a su tiempo, que defendió con su pluma la fe católica, las tradiciones de su tierra y los derechos humanos".

La edición de los artículos estuvo a cargo del Fondo Editorial de la UCSP. Esta delicada labor tomó cerca de un año y se realizó con sumo cuidado debido a la antigüedad de los recortes de los periódicos en que los artículos habían sido publicados y que la familia Corrales Nieves había conservado impecablemente. La transcripción de los artículos fue un trabajo igual de meticuloso ya que se ha procurado respetar el estilo y ortografía usados en la época en la que fueron publicados en diarios como El Eco del Misti, La Opinión Nacional, El Deber, El Pueblo, entre otros.

El libro se encuentra a la venta en la Librería Universitaria de la Universidad Católica San Pablo, la cual está ubicada en el campus San Lázaro de la UCSP. Se ofrece la edición en tapa rústica y en tapa dura. El horario de atención es de 8:30 a 13:30 horas hasta el 6 de enero y después de esa fecha de 8:30 a 13:30 horas y de 15:30 a 20:00 horas.

La colección de los artículos originales es propiedad de la Fundación Corrales Nieves Lazarte (FUNCONILA) que ha sido formada con la finalidad de preservar el legado de María Nieves y Bustamante, así como de aportar en el fortalecimiento de la identidad arequipeña dando a conocer las antiguas tradiciones, valores cívicos, religiosos y otros aspectos de nuestra ciudad.

 

https://ucsp.edu.pe/saladeprensa/informa/obra-periodistica-de-maria-nieves-y-bustamante-reunida-en-libro-publicado-por-la-ucsp/


Leer todo...

sábado, 9 de junio de 2018

VENERABLE ÚRSULA DE CRISTO (1604-1666), LA MÍSTICA NEGRA CLARISA DE LIMA

VENERABLE ÚRSULA DE CRISTO (1604-1666), LA MÍSTICA NEGRA CLARISA DE LIMA

 

Se acaba de publicar la obra "Las almas del purgatorio: El diario espiritual y vida anónima de Úrsula de Jesús, una mística negra del siglo XVII" (Edición e introducción por Nancy E. van Deusen, PUCP, Lima 2013) de la célebre negra donada Úrsula de Jesús (1604-1666) a pedido de su confesor franciscano.

 

Vida

Conviene recordar que en 1604, cuando Martín de Porres Velásquez iniciaba recién su camino religioso en la Orden de Santo Domingo, nació en Lima, esta mujer negra que pese a nacer bajo las ataduras de la esclavitud logró convertirse en la santa limeña más conocida de su tiempo no sólo por los extraordinarios milagros que realizó en vida sino también, por su extraña habilidad de conversar con los muertos del purgatorio (http://expedienteoculto.blogspot.com/2009/01/rsula-jess-la-santa-escondida-de-lima.html)

 

Acerca del purgatorio, la Iglesia entiende "la purificación final o purgatorio" tal como recoge en su Catecismo (n. 1031-1032) y que formuló sobre todo en los Concilios de Florencia (cf. DS 1304) y de Trento (cf. DS 1820; 1580). La tradición de la Iglesia, haciendo referencia a ciertos textos de la Escritura (por ejemplo 1 Co 3, 15; 1 P 1, 7) habla de un fuego purificador. Esta enseñanza se apoya también en la práctica de la oración por los difuntos: "Por eso mandó [Judas Macabeo] hacer este sacrificio expiatorio en favor de los muertos, para que quedaran liberados del pecado" (2 M 12, 46). Desde los primeros tiempos, la Iglesia ha honrado la memoria de los difuntos y ha ofrecido sufragios en su favor, en particular el sacrificio eucarístico, para que, una vez purificados, puedan llegar a la visión beatífica de Dios. La Iglesia también recomienda las limosnas, las indulgencias y las obras de penitencia en favor de los difuntos.

 

Limeña de nacimiento, hija del español Juan de Castilla y la negra esclava, Isabel de los Ríos. Con su madre sirvió en la casa de doña Jerónima de los Ríos. A la muerte de esta dama, cuando Úrsula contaba 7 años de edad, pasó a servir a Luisa Melgarejo de Soto, devota mujer del grupo amical de Santa Rosa de Lima. A los 12 años, una sobrina de la primera ama, la reclama para su servicio y la interna al monasterio de Santa Clara para que reciba la educación que impartían a las niñas que tenían a su cargo. En este lugar santificado por el prelado Toribio Mogrovejo, decide tomar el hábito y profesa como monja clarisa en 1645. Su vida se distinguió por la oración, sencillez y total disponibilidad para con las hermanas enfermas. Alma privilegiada, declaró tener visiones místicas de Cristo; en concreto, llegó a señalar que le vio en la oración vestido con una túnica morada y que Jesús  le mostró su corazón, en cuyo centro estaba la propia Úrsula. Confundida por tal visión y elección, le manifestó al Señor que con tantas señoras y reinas como había que por qué se complacía en estar con ella, escuchó de Jesús: "Es más estar en gracia mía que ser reina". Los textos que aluden a esta singular mujer son tres: uno escrito en primera persona en el que se comenta la vida cotidiana al interior del claustro y las visiones que experimenta Úrsula, aunque desordenado puede entenderse como un cuadernillo de apuntes; los otros dos textos en tercera persona, proporcionan datos biográficos de Úrsula y describen con detalle su experiencia mística.

 

Lo más representativo –como señala Milagros Carazas[1]-, es que dichos textos cuentan cómo Úrsula llega a un estado de arrobamiento para comunicarse con Dios, que le permite ver lo que las otras religiosas no pueden ver. Así las imágenes llegan por sí solas y le revelan, por ejemplo, cómo las almas pecadoras son castigadas en el Purgatorio. Es llamativo percibir en este discurso una preocupación constante por su condición social. Como si este se presentase cual obstáculo insalvable para su acercamiento a Dios o al cielo, sin serlo así:

 

"dije que si las negras yban asi al cielo dijo que como fuesen agradecidas y tubieson atencion a los beneficios y le diesen gracias por ellos las salbaba por su gran misericordia yo cuando hago estas preguntas no las hago porque/ quiero sino que como beo y me hablan sin que quiera asi me asen hablar sin/ querer yo e menester que me encomienden mucho a dios todo esto me sirbe de tormen-/ to tanbien dijo que yo diese grasias a dios por los benefisios que le abia echo aunque / me paresio que se yba al cielo no lo supe de sierto".

 

De esta manera Úrsula nos proporciona la imagen de un dios cristiano que juzga y castiga las acciones de sus seguidores, pero lo hace con justicia e igualdad; de modo que juzga a todos sin importar las diferencias raciales, sociales e incluso de género. He ahí la sabiduría indulgente del discurso religioso de Úrsula de Jesús, una mujer afrodescendiente que trasciende su propia época.

 

Murió en febrero de 1666 y a su último adiós en esta vida acudió toda una multitud, presidida por la virreina condesa de Santisteban.


Sus milagros

Entre sus milagros más importantes está el haberse salvado de un accidente que pudo acabar con su vida. Se cuenta que cuando tenía 30 años, Úrsula de Jesús se encontraba en el patio del convento intentando tender una túnica en un palo ubicado encima de un pozo. Debido al esfuerzo, ella tropezó y por poco cae dentro si no fuera porque pudo sujetarse del borde con una de sus manos. En su desesperación por no caer, se dice que Úrsula cogió con su mano libre el escapulario de la Virgen del Carmen que tenía sobre el pecho y le pidió que la salvase. Segundos después de su súplica, se vio milagrosamente fuera del hoyo.

 

Así también se cuenta que el 18 de diciembre de 1645 mientras se encontraba realizando sus labores en la cocina, se quejó con tristeza por no poder asistir a la misa y comulgar. En ese momento el capellán que oficiaba la ceremonia en el convento vio cómo una hostia escapaba de la copa y prácticamente voló hacia Úrsula quien pudo participar de esta manera de la eucaristía.

 

Sus visiones y conversaciones con el más allá

Sin embargo, los milagros del que más se tiene conocimiento y que más hicieron hablar a la Lima de su tiempo fueron sus llamadas visiones o revelaciones y sus conversaciones que decía sostener con las almas del purgatorio.

En cuanto a sus visiones, Úrsula relata en su diario personal aquellas imágenes del purgatorio las cuales describe con gran detalle y precisión. Ella cuenta por ejemplo:

"Olbidada de que abia ynfierno bi una profundidad tan ediondisima mas que muchisimos posos tantos mas profundo me paresio que ay de alto aqui al sielo y alli grandisima multitud de jente que paresian ormigas y desian desdichado de mi para sienpre e de estar aqui dije jesus sea conmigo tanta jente ay aqui dijeronme cada dia cae tanta como bes ay porque de todas las partes del mundo de ynfieles moros y judios dijo muchas generasiones y de los cristianos que eran pocos los que se salbaban porque abia muchos descuidados yngratos […] y desian desdichados dellos que no creyeren en jesucristo subian aquellas llamas por ensima de las cabesas y abian ensima una cosa a manera de rred por donde subian aquellas llamas y desianque aquello de arriba era purgatorio…".

 

Asimismo, en cuanto a sus conversaciones con diversas almas, Úrsula describe:

"En nombre de la santisima trinidad no se si es alguna cosa de aquel engañador desde el año nuebo que fue el biernes pasado asta oy que es bispera de rreyes todas las mas Beses que boy a la orasion biene a mi un frayle fransisco que jamas conosi que es aquel que se echo de la pared dios sabe si es berdad lo que es biene pidiendo que le encomiende mucho a dios que esta en grandisimas penas que le ofresca al eterno padre por el aquellas terribles agonias que padesio…".

 

La causa de canonización está en marcha. Sin embargo, tras recopilar los cientos de testimonios y testigos que daban fe de su santidad, el galeón en donde fueron enviados tales archivos sufrió un accidente durante su viaje a España que terminó por hundirlo en el mar perdiendo así todos esos registros vinculados a la religiosa limeña. De todos modos, su fama de santidad no ha decaído y está muy presente, especialmente entre sus hermanas clarisas.

 

La oralidad femenina en el texto escrito colonial: Úrsula de Jesús

Dra. Patrícia Martínez i Àlvarez

Cuando ya se me olvide habré olvidado

viviré adormecida, liberada

no ansiaré la respuesta

pues no habré preguntado

no habré de perdonar

ni habré ofendido.

Chabuca Granda, Ese arar en el mar (1963)

 

Introducción: la palabra femenina en el marco de la biografía religiosa

 

            La libertad religiosa con la que durante la Baja Edad Media se expresaron oral y corporalmente numerosas voces femeninas en los lugares públicos, en los caminos entre ciudades, en las confesiones hechas a clérigos y religiosos y en la relación entre mujeres experimenta, entre los siglos XIII y XVII, un progresivo proceso de moldeamiento que se hace canon en la proliferación de la literatura biográfica religiosa escrita por hombres. Los cánones eclesiásticos estipularon, después de la explosión de la palabra libre, qué formas de conocimiento hechas voz encerraban ortodoxia y cuáles heterodoxia.

En este artículo una mujer negra del siglo XVII, cuya vida transcurrió en gran parte en el monasterio de Santa Clara de Lima, habla con su voz y cuenta su libertad.[2] Entre los textos coloniales narrando vidas de mujeres con los que he trabajado hasta ahora, son los de Úrsula de Jesús los más representativos para analizar la diferencia entre la palabra escrita femenina, la escritura oral masculina y la oralidad en el texto escrito femenino. Las palabras de Úrsula de Jesús se hicieron escritura sin que el imaginario masculino del control advirtiera la libertad femenina con la que se convirtieron en texto.

En este artículo aparecen conceptos como el de "biografía", "hagiobiografía", "autohagiografía" y "apuntes espirituales".[3] En el análisis de los textos coloniales hablando de mujeres uso los siguientes criterios: biografías son los textos en los que las mujeres aparecen narradas en una suerte de recuento de sus vidas. En el caso de las hagiobiografías, algunas mujeres fueron descritas aludiendo a su trayectoria vital desde la intención de los clérigos que las escribieron, de introducir sus causas en procesos de beatificación. Existe, también, algún caso en el que fueron las propias mujeres las que haciendo uso del modelo de la hagiografía se escribieron a sí mismas: se trata de lo que he denominado "autohagiografías"; son textos en los que está clara la intención de las mujeres de "ceñirse a la regla" del lenguaje contrarreformista, de encerrarse en la idea de lo femenino en el marco de la Contrarrenovación y de la Contrarreforma. Por último existen textos que son en realidad una especie de cuadernos espirituales en los que aparecen notas desordenadas narrando experiencias místicas y visionarias: estos textos han sido denominados, aquí, "apuntes espirituales" y son los textos en los que habla Úrsula de Jesús.

Durante el proceso de implantación y desarrollo colonial, y a pesar de los esfuerzos por lograr su exclusión, las mujeres y hombres distintos de raza y de grupo social[4] vivieron en muchas ocasiones compartiendo espacios en el Perú. Es cierto que en todos y cada uno de esos espacios el cultivo de los discursos del poder marcó las relaciones, y que también indios y negros, indias y negras convivieron con los españoles primero y con los criollos más tarde bajo formas de violencia que implicaban la servidumbre y la extirpación de la tradición cultural propia. Es cierto, a la vez, que de la imposición de dichas formas de violencia en la relación entre las distintas razas se aprendieron otras formas de violencia: las que usaron indias, negras, indios y negros para representarse a sí mismos en una coyuntura que les negaba espacios públicos de representación.

También entre los sexos se cultivaron formas de violencia: la negación de la legitimidad cuando hombres blancos y mujeres indias y negras tenían hijos, la necesidad del recogimiento de las mujeres blancas y criollas, la decisión masculina de los espacios de vida para las mujeres muestran el modo en que desde el origen de la conquista se había fortalecido la idea del modelo en el que se encarnaban todas las mediaciones: la mediación con el poder político español, con la Iglesia y con Dios mismo encarnadas por el varón blanco, español y cristiano.

            Los espacios que se constituyeron en la Colonia para que las mujeres vivieran recogidas fueron instituciones que reprodujeron y sostuvieron el orden colonial. En estos espacios las mujeres permanecían alejadas del mundo. En ellos se cultivaban los discursos sobre la inferioridad de las razas distintas a la española y se multiplicaban formas de penitencia que tenían que ver con la capacidad de unas, las españolas, de relacionarse humildemente con las otras: las indias y las negras. Más allá del sentido que el imaginario masculino había dado a estos lugares se produjo en ellos la libertad de las mujeres. En estos espacios institucionalizados por el poder colonial y eclesiástico muchas mujeres recrearon el mundo significándose y representándose a sí mismas como sus distinciones las hacían: negras, ilegítimas, mujeres libres de preceptos clericales, mujeres esposas que transformaron su vida y la de sus cónyuges también, mujeres que vivieron más allá de los muros monásticos: mujeres diferentes a los cálculos de la colonia.

Úrsula de Jesús fue hija de una mujer esclava y, sin embargo, parece haber terminado convirtiéndose en un modelo de perfección católica por el que se inició, incluso, un proceso de beatificación. De ello da muestra la tradición escrita de su vida (documentación biográfica que dará lugar a la redacción de una hagiobiografía que será copiada varias veces a lo largo del tiempo y nombrada en la crónica franciscana más importante del siglo XVII), pero también el hecho mismo de que su hagiobiógrafo la nombrara Sierva de Dios[5] en su texto. En la vida de Úrsula, sin embargo, más allá del hecho de su calidad modélica, hay que rescatar su capacidad de trascender el orden. En sus diálogos místicos Úrsula descubrió un mundo en el que las razas no se sobreponían y un Dios al que el color de la piel no le importaba. Úrsula, convirtiéndose en una mujer casi santa a la que sus compañeras reconocían y a la que personalidades de la Colonia recurrieron también, recrea las relaciones y hace de la negritud una forma de perfección mediante la que conoce lo desconocido. Según lo anotado por su hagiobiógrafo, Úrsula nació en noviembre de 1604 en la ciudad de Lima y según su biógrafa a los doce años fue llevada ya al monasterio como esclava (1616). En 1645 tomó el hábito de Santa Clara y en el año 1647 hizo su primera profesión. En 1666 murió congregando sus honras gran número de personas. En sus funerales, según su biógrafa, estuvieron juntos virreyes y "tan gran concurso de gentes que no se había visto antes": honras fúnebres por una negra en la Lima colonial. Honras por una mujer a la que el nacimiento, en el contexto colonial, le había designado la esclavitud. Una mujer de la que Dios, en la experiencia religiosa libre de ella, había recreado su condición. Su hagiobiógrafo, por cierto, nada cuenta en el texto de su vida acerca de su muerte y sus funerales.

 

 



[2] Sobre la literatura hagiográfica escrita durante el siglo XVII, narrando la vida de algunas mujeres religiosas, se ha dicho que los textos expresan la imposible desvinculación, además de la propia representación, de las mujeres a la "autoridad masculina" (De la Rosa 2002:189-219). En el análisis de los textos coloniales que presento distingo entre el poder masculino, que sí se hacía presente en la intervención de la experiencia religiosa de las mujeres, y la autoridad femenina, que va más allá –y no sólo se sujeta– al poder patriarcal eclesiástico.

[3] El texto escrito puede también interpretarse desde la posibilidad de la permanencia de la oralidad en él: algunos de los documentos que transcribo en este estudio reflejan claramente el acto de la transcripción de la palabra hablada, es decir, el hecho de hacer del soporte del papel y la tinta un medio de permanencia de la oralidad más espontánea.

[4] Trato de evitar la denominación "clases sociales" para describir el mundo colonial peruano.

[5] En los procesos de beatificación, el estado de "sierva o siervo de Dios" es el antecedente para la introducción de la causa en el Vaticano. Corresponde, esta denominación, a la fama de santidad otorgada por aclamación popular, pero también a las primeras gestiones y reconocimientos del clero local (episcopado fundamentalmente).


Leer todo...

LAS CARTAS DE SAN PABLO. Diagnóstico y terapia

LAS CARTAS DE SAN PABLO. Diagnóstico y terapia

Al hilo de la película de San Pablo, les comparto mi "tarea", gozosa tarea, propuesta por el recordado Mons. José Gea, en el Curso de Biblia para el Diplomado de Doctrina Social de la Iglesia en el 2009. Como pueden ver no hay ninguna pretensión erudita, tan sólo es una sencilla síntesis y breve comentario que les puede ayudar como introducción a la sabrosa lectura de las sustanciosas e inagotables cartas.

INTRODUCCIÓN: SAN PABLO, "CABALLERO ANDANTE Y SANTO A PIE"

Las inquietudes renacentistas de su tiempo son articuladas por Cervantes en el catolicismo, entendido y sentido con evidente autenticidad. Cervantes veía en la religión católica el nervio y origen de nuestra civilización. La verdadera valentía tenía su manantial en la religión especialmente en los santos como San Pablo. Rescato el pasaje del Quijote en el que va describiendo unos lienzos ante Sancho. Como homenaje a San Pablo en su bimilenario, les presento el entrañable texto:

Luego descubrieron otro lienzo, y pareció que encubría la caída de San Pablo del caballo abajo, con todas las circunstancias que en retablo de su conversión suelen pintarse. Cuando le vido tan tal vivo, que dijeran que Cristo le hablaba y Pablo respondía: —Este —dijo Don Quijote— fue el mayor enemigo que tuvo la Iglesia de Dios Nuestro Señor en su tiempo, y el mayor defensor suyo que tendrá jamás; caballero andante por la vida, y santo a pie quedó por la muerte, trabajador incansable en la vida del Señor, doctor de las gentes, a quien sirvieron de escuelas los cielos y de catedrático y maestro que le enseñase el mismo Jesucristo (II, LVIII)

Un buen modelo para imitar en estos tiempos recios al culminar el año jubilar paulino. Cervantes nos lo presenta como discípulo y misionero del mejor catedrático y maestro que es Cristo, de quien proclamara que es su vivir. El Papa nos da la pauta para aprovechar este año: "En esta hora agradecemos al Señor, porque ha llamado a Pablo, haciéndolo luz de las gentes y maestro de todos nosotros, y le rezamos: Danos también hoy testimonios de la resurrección, tocados por tu amor y capaces de llevar la luz del Evangelio en nuestro tiempo. ¡San Pablo, ruega por nosotros! Amén".

Presento un sencillo análisis de las cartas paulinas, considerando la problemática diagnosticada por san Pablo, así como la terapia espiritual propuesta. No he tenido tiempo para leer y analizar con calma tan sublimes textos. Me he tenido que limitar a una lectura rápida ayudada por introducciones al texto de la bibliografía que cito.

FUENTES Y BILIOGRAFÍA:

Benjamín Martín Sánchez Nuevo Testamento Explicado Apostolado Mariano, Sevilla, 1988

2 Nuevo Testamento. Biblia para la iniciación cristiana  Secretariado Nacional de Catequesis, Madrid 1977

P Antonio Rivero LC Las Cartas de San Pablo  http://es.catholic.net/


1 TESALONICENSES

Es una comunidad floreciente, suficientemente organizada, firme en la fe, en la esperanza y en la caridad, a pesar de las continuas persecuciones por parte de sus conciudadanos y los judíos (1, 7).

Los problemas que viven: ¿qué va a ser de los difuntos sorprendidos por la muerte antes de la venida gloriosa de Cristo Jesús? ¿Cuándo tendrá lugar esta venida?

Dirige palabras de aliento y consuelo, les recuerda el trato y los desvelos de su predicación y de su trabajo, trata de corregir algunos errores sobre la inminente venida del Señor (5, 1), les habla de la pureza (4, 4) del trabajo (4, 9), del destino de los difuntos (4, 13), de la vigilancia (5, 7).

 

2 TESALONICENSES

Aunque quedaron tranquilos acerca de la suerte de los difuntos, están intranquilos sobre la segunda venida de Cristo (2, 2). Puntualiza la doctrina sobre la parusía (2, 9), diciendo que no es inminente (2, 2), y por tanto, hay que seguir trabajando (3, 10), construyendo la ciudad terrena y no dejarse atrapar en las redes de un estéril parasitismo religioso. Hay un hermoso texto: "hermanos, no os canséis de hacer el bien" (3, 11)

 

GÁLATAS

Galacia se hallaba inmersa en una grave crisis de identidad cristiana, provocada desde fuera por unos predicadores del evangelio que ponían en entredicho la validez y legitimidad del anuncio evangélico hecho por Pablo, acusado de falsario y de predicar un evangelio mutilado, de ser un mini-apóstol. Estos agitadores decían que el verdadero evangelio es el que manda observar fielmente la ley de Moisés, incluido el rito de la circuncisión. De ahí que el tono de Pablo en esta carta sea polémico, incluso agresivo en algunas partes.

"Se han pasado a otro Evangelio" (1, 6). Se han dejado seducir por falsos evangelios de los judaizantes (3,1)

Hay tres secciones bien definidas:

Una sección histórico-apologética en la que Pablo reivindica su legítima condición de apóstol y afirma su autoridad. El evangelio de Pablo es el de Cristo (1, 12).

Una sección doctrinal, donde demuestra que la verdadera salvación viene de Dios a través de Cristo aceptado por la fe. Su evangelio o justificación por la fe (2, 16) es conforme a las promesas (3, 12)

Y una sección exhortativa, donde señala cuál debe ser la actitud Del hombre liberado por Cristo, contrapuesto al hombre según la carne...

Al hombre le corresponde aceptar, creer que Jesucristo es el único Salvador.

Esta Fe, no sólo es asentimiento intelectual, sino sobre todo amor. Sólo así el hombre se convertirá en hombre nuevo y libre.

Este hombre nuevo, recreado por Dios an imagen de Jesucristo será capaz de superar el pecado y la muerte, causantes Del hombre viejo.

"No nos cansemos, pues, de hacer el bien porque a su tiempo cosecharemos…Por consiguiente, mientras tenemos tiempos, hagamos el bien a todos" (6, 9)

PRIMERA CARTA A LOS CORINTIOS

Corinto era una ciudad de vida alegre y desenfrenada, propensa a todo tipo de excesos, en particular los sexuales. Esto perturbaba a la joven comunidad cristiana, que de ninguna manera se quería dar a estos excesos deshonestos, pero –según Pablo- está pasando por dificultades, tensiones, discordias, celos, envidias, rivalidades, problemas, pecados, etc. Pero también el gozo del Espíritu, la efusión de los carismas, la íntima satisfacción del amor cristiano que supera todas las barreras sociales y económicas.

Denuncia la división creada (5, 1) y Como contrapunto proclama la auténtica sabiduría: la de Dios, manifestada en el misterio de la Cruz de Jesucristo.

Ante los desórdenes sexuales (11, 18), Pablo recuerda que el cristiano bautizado es una creatura nueva y templo de Dios. Propone los valores del celibato y del matrimonio, como dos caminos que Dios nos ofrece para llegar a la santidad. Pablo ensalza el valor del celibato y virginidad.

Ante las demás cuestiones (carnes sacrificadas, asistencia a los banquetes paganos, multiplicidad de carismas...), Pablo expone la lección de la eclesiología práctica, recordando que todos somos parte de la Iglesia y debemos buscar lo que es útil a la comunidad, movidos por el amor.

Ante la increíble degeneración a la que habían llegado las asambleas litúrgicas en las que se celebraba la Cena del Señor, Pablo da una catequesis sobre la Eucaristía y cómo celebrarla y recibirla con dignidad y en estado de gracia en el alma.

Ante la Resistencia de algunos en aceptar la resurrección de los muertos, Pablo ofrece una reflexión sobre escatología: la resurrección de Cristo garantiza nuestra resurrección.

 

 

SEGUNDA CARTA A LOS CORINTIOS

Unos cuantos venidos de Jerusalén y llegados a Corinto rechazaron la autoridad de Pablo, a quien llenan de insultos, acusaciones y calumnias. Pablo tuvo que poner remedio urgente a esta situación, saliendo a la defensa de su ministerio y de su vocación apostólica.

Profundiza en el ministerio apostólico con sus grandezas y miserias, con su esplendor y su peso, sus riesgos y sus compensaciones. Declara que su ministerio lo recibió de Jesucristo, quien le llamó gratuitamente a ser apóstol de los gentiles.

La solidaridad entre las distintas comunidades Cristianas.

ROMANOS

Es una comunidad que Pablo no fundó, por eso, es más diplomático. Probablemente judíos procedentes de Palestina, donde se habían convertido al cristianismo, fueron los iniciadores de la comunidad cristiana de Roma. Dado que el emperador Claudio expulsó a todos los judíos de Roma, por los conflictos entre judíos estrictamente tales y judeocristianos, en Roma sólo quedaron cristianos de origen pagano, es decir, romanos convertidos al cristianismo. Más que otra cosa, Pablo presentan las ideas claves de su evangelio, sobre todo a los puntos más controvertidos y más propensos a crear dificultades en el seno de las nacientes comunidades cristianas.

Contenido teológico: La fuerza salvadora de Dios actúa en el hombre por medio de la Fe en Jesucristo. Es toda la doctrina de la justificación o salvación, proveniente de Cristo, que nos libera del pecado. Jesús nos ofrece la salvación y el hombre, por la fe, acepta esta salvación, se convierte y se abre a esa salvación.

El fruto más precioso de la salvación es la vida sobrenatural; es decir, la participación en la vida íntima de las tres Personas divinas, cuya obra de arte es la santificación de nuestras Alma y la creación Del hombre nuevo en nosotros.

El proyecto Salvador de Dios alcanzará también al pueblo de Israel.

 

FILIPENSES

Es la carta del amigo que se encuentra en dificultades a los amigos que ni por un instante se han olvidado de él y le han tratado de ayudar con todos los medios a su alcance. Es la carta de un corazón agradecido y a la vez preocupado, porque también en aquella comunidad se vislumbran desavenencias e incomprensiones. También a Filopos parece que han llegado unos predicadores judaizantes que pueden amenazar seriamente la acción evangelizadora de Pablo, como había ocurrido en las comunidades de Galacia.

· Invitación constante a la alegría, incluso ante la perspectiva de la muerte.

· La preocupación por el crecimiento espiritual y por la armonía y la unidad de la comunidad.

· Papel central de Cristo en la historia de la salvación, y modelo supremo del cristiano en todo y para todo.

COLOSENSES

Entre los cristianos de Celosas había algunos que enseñaban errores gravemente peligrosos, donde se mezclaban elementos cristianos, judíos y paganos. Los errores provenían de varias tendencias:

Tendencia judaizante: los judíos convertidos al Cristianismo querían obligar a todos a la circuncisión, a la observancia del sábado, a la abstinencia de ciertos alimentos.

Culto excesivo a los ángeles hasta hacer de ellos unos dioses.

Ascetismo rígido: purificaciones, abstinencia de alimentos, etc.

Parte dogmática (1-2): supremacía de Cristo en la Creación y en la Redención.

Parte moral o exhortativa (3): les exhorta a la firmeza en la Fe, frente a los errores; y a fundamentar su vida Cristiana sobre la resurrección de Cristo.

Himno cristológico: Pablo hace una teología sobre Jesús más desarrollada, considerándolo Como centro Del universo, primogénito de toda la creación y redención, y cabeza de la Iglesia. Cristo es presentado como el "Hijo del amor". Se reitera la relación entre Él y todo118 , con evidente tono polémico contra el gnosticismo que despreciaba el mundo material y lo atribuía a otro creador.

Más tarde, Pablo presenta a Cristo Como "cabeza del cuerpo" que es la Iglesia. La Iglesia, por tanto, es presentada como Cuerpo Místico, que tiene a Cristo por cabeza y recibe de Él su impulso vital, y es Esposa de Cristo. Cristo es la Cabeza del cuerpo, porque es el primero en la resurrección: el primero en resucitar y aquel por el que resucitan los demás, al hacerles partícipes de su muerte y resurrección mediante el bautismo.

Pablo ataca en la carta la ascesis y el culto a los seres intermediarios que proponían los nuevos maestros. Éstos esperan que ciertas prácticas les alcancen la salvación. Pero Pablo dice bien claro que la salvación sólo vendrá si estamos unidos a la cabeza que es Cristo.

Como exigencia Del bautismo y de la unión con Cristo cabeza el cristiano bautizado tiene que ser hombre nuevo y renunciar al hombre viejo, para recobrar la imagen Del Creador. Una tabla de moral familiar indica las obligaciones morales de cada uno de los miembros de la familia.

CARTA A FILEMÓN

Filemón es un cristiano pudiente de Celosas, ganado para el evangelio por Pablo y a quien hace algún tiempo se le ha fugado un esclavo llamado Onésimo. Este esclavo se encuentra ahora con Pablo, que desearía mantenerlo junto a sí. Sabe que le asisten razones para hacerlo, pero no quiere forzar la situación, y con una gran delicadeza deja la decisión en manos del propio Filemón. Le devuelve al esclavo, al que hace portador de esta preciosa carta.

El tema es la esclavitud, que era aceptada en aquella sociedad grecorromana, pero que estaba en abierta contradicción con el mensaje de Cristo. Pablo no encara directamente el problema; se limita a exponer con una maestría insuperable los principios cristianos de los que Filemón deberá sacar las consecuencias. La idea principal es ésta: todos somos iguales ante Dios.

CARTA A LOS EFESIOS

Éfeso, capital de la provincia romana de Asia, estaba situada en la costa occidental de la península del Asia Menor. Su importante puerto y su numerosa población hacían de ella en tiempos de Pablo una ciudad muy floreciente. Está dirigida a cristianos de la segunda generación, los cuales han quedado deslumbrados por ciertas filosofías paganas 119 y necesitan que alguien les ayude a profundizar en el misterio de Cristo. Hay división, permisividad y atracción del mundo pagano.

 Parte moral y exhortativa (4-6): invitación a la unidad y deberes del propio estado.

La acción Del Padre, Del Hijo y del Espíritu Santo en el plan de la Salvación. El Padre nos elige para ser sus hijos. El Hijo nos obtiene la redención con su sangre. El Espíritu Santo nos sella y es la garantía de nuestra herencia. Entona un himno sobre el Plan salvador de Dios: a todos –judíos y paganos- nos ha llamado Dios a ser santos e irreprochables en el amor, hacernos hijos suyos, redimirnos en Cristo y darnos la fuerza del Espíritu. En la historia de salvación, Cristo Jesús es el centro. La salvación que ha traído Cristo es un don gratuito

Unidad de la Iglesia en cuanto cuerpo de Cristo. La Iglesia es el lugar donde toda discriminación desaparece –yo soy judío, yo soy pagano-, donde no hay particularismos ni privilegios raciales, religiosos, culturales o sociales, donde la unidad no es uniformidad ni pasividad, sino dinamismo y colaboración. Cristo ha derribado el muro de la Ley que antes separaba a judíos y paganos.

Exhortación a la nueva vida en Cristo. Muestra un programa de vida cristiana para todos, y a los hijos y padres de familia les recuerda los deberes del cuarto mandamiento de la Ley de Dios. Nos invita a renovarnos en Cristo, imitar el amor de Cristo, a caminar como hijos de la luz. Para ello, Pablo nos da las armas para luchar contra los enemigos: el escudo de la fe, el yelmo de la salud y la espada del Espíritu. Al exponer las relaciones entre los esposos aparecen los elementos básicos que servirán a la Iglesia para comenzar la reflexión que concluirá con la definición del sacramento del matrimonio: la relación entre la unión de los esposos y la unión de Cristo con la Iglesia. Este gran misterio del cual fluye la santificación más alta del matrimonio, muestra el carácter sagrado, y, prohíbe considerarlo como un contrato puramente civil, sujeto a la fluctuación de las voluntades. Por eso la Iglesia no reconoce el enlace civil como matrimonio legítimo para el cristiano.

 CARTA I A TIMOTEO

Organización de la comunidad. Denuncia que enseñen doctrinas diferentes (1, 3) Se acusa de ser blasfemo ignorante y perseguidor de la Iglesia (1, 13).Forma de combatir los errores (1, 19; 6, 11)). La vida cristiana de los fieles (2, 1ss). Comportamiento de la mujer (2, 9), del obispo-presbítero (3, 2), los diáconos (3, 8). Relación con los miembros de la comunidad: las viudas (5, 3), presbíteros (5, 17), pecadores públicos (5, 20), esclavos (6, 1), falsos maestros (6, 3, los ricos (6, 17)). Exhortación a la fidelidad a Timoteo (6, 20)

 

CARTA II A TIMOTEO

Pablo desde la cárcel le da consejos pastorales a Timoteo: mantenerse fiel al ministerio, sin avergonzarse de dar testimonio de Cristo (1, 6), que tome parte en las penalidades (2, 1), haga memoria de Jesús (2, 8), conserve la sana doctrina apartándose de los falsos maestros (2, 14), siendo duro en las pruebas (3, 1), fiel y confiado (3, 10), proclamando la palabra "a tiempo y a destiempo" (4, 2)

CARTA A TITO

Lucha contra los errores de los falsos maestros.

Vida Cristiana de los fieles, con consejos para ancianos, jóvenes y esclavos.

Exhortaciones a la obediencia y la caridad.

Puntos doctrinales: la muerte sacrificial de Cristo y su manifestación gloriosa al final de los tiempos; el amor de Dios a los hombres y su voluntad salvífica universal; la renovación por el Espíritu a través Del bautismo y la acción transformadora de la gracia que nos constituye herederos de la vida eterna.


Leer todo...

Video homenaje a Manolo

"¡Cómo no creer!. Señor de los Milagros

 

José Antonio Benito Copyright © 2009 Gadget Blog is Designed by Ipietoon y adaptado por ANGEL SANTA MARIA R. Sponsored by Online Business Journal